TOP

Estrategias contra la violencia de género: miles de pesos y cero resultados

En México son cometidos nueve feminicidios al día. En 12 de las 32 entidades federativas de la República Mexicana está activa al menos una Alerta de Violencia de Género contra las Mujeres (AVGM), una medida de emergencia para prevenir y erradicar los crímenes basados en este tipo de violencia; en otras nueve entidades, la solicitud de AVGM está en curso. En este contexto, los gobiernos estatales han invertido recursos públicos en campañas y acciones dirigidas a prevenir y/o erradicar la violencia contra las mujeres. Hasta ahora, la violencia no ha cesado.

Para Ana Pecova, directora de la asociación Equis: Justicia para las mujeres, la mayoría de las medidas gubernamentales contra la violencia de género hacen que la responsabilidad de combatirla recaiga en las víctimas. De acuerdo con Pecova, el hacer que las mujeres tengan que hacer sonar un silbato o presionar un botón en una aplicación móvil da a entender que, de no hacerlo, es su culpa ser agredidas.

Además, la directora de Equis: Justicia para las mujeres, dice que “es irresponsable pedirles a las mujeres que denuncien y se acerquen a las autoridades mientras no les podemos prometer un proceso justo, eficiente, responsable y que no revictimice”, dice Pecova.

Estas son cuatro de las campañas y acciones contra la violencia de género que gobiernos locales han puesto en marcha y los resultados que han tenido.

El silbato y la aplicación “Vive segura”
Ciudad de México

Los silbatos para alertar de agresiones en contra de mujeres fueron repartidos en la Ciudad de México durante el gobierno de Miguel Ángel Mancera Espinosa. En 2016, el Gobierno de la ciudad adquirió 31 mil 600 silbatos por dos millones y medio de pesos que formaron parte de la estrategia “Vive Segura CdMx” para combatir la violencia contra las mujeres.

La aplicación móvil “Vive Segura CdMx” para combatir la violencia contra las mujeres. De acuerdo con el contrato hecho público por el Instituto de las Mujeres capitalino en respuesta a la solicitud de información con folio 0313000061618, la aplicación fue desarrollada por Julio César Padilla Dorantes y costó 800 mil pesos.

Los silbatos “Vive Segura” ridiculizaron el fenómeno de violencia contra las mujeres, dice Ana Pecova. “Más allá de lo simbólico, el problema es que la responsabilidad recae en las mujeres, es como decirles que una vez entregado el silbato, si les pasa algo es porque no lo utilizaron, pero a la vez no explican qué es lo que debe pasar una vez que lo utilizas. Es muy peligroso promover medidas así en un espacio tan concurrido como el metro de la Ciudad de México”.

Otro de los problemas de los silbatos fue que el acceso a ellos fue restringido: solo fueron entregados 115 mil en una ciudad en la que habitan nueve millones de mujeres, y solo fueron repartidos en determinadas estaciones del metro, juzgados cívicos y el Instituto de las Mujeres capitalino. Esto de acuerdo con el “Informe de Seguimiento de la estrategia 30-100” realizado por las asociaciones Equis:Justicia para las mujeres, el Grupo de Información en Reproducción Elegida (GIRE), el Programa del Derecho a la Salud del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE) y Ala Izquierda.

En cuanto a la aplicación, parte de la premisa de que todas las mujeres tienen un celular nuevo en donde pueden instalar una aplicación, lo cual no es cierto, dice Pecova.

En total el gobierno capitalino gastó 3.3 millones de pesos en los silbatos y la aplicación, enmarcadas en la “Estrategia 30-100” de combate a la violencia contra las mujeres. Sin embargo, el número de carpetas de investigación por abuso y hostigamiento sexual en la Ciudad de México no ha disminuido.

En 2016 fueron iniciadas mil 956 carpetas de investigación por abuso sexual, cifra que disminuyó a mil 619 en 2017 y volvió a incrementar en 2018, cuando llegó a dos mil 475. Esto de acuerdo con los datos del Portal de Datos Abiertos de la Ciudad de México.

En cuanto a hostigamiento sexual, en 2016 fueron iniciadas 185 carpetas de investigación por ese delito, en 2017 pasó a 211 y en 2018, llegó a 441.

Aplicación “Freno al acoso”
Puebla, Puebla

El ayuntamiento de Puebla puso en marcha el programa “Freno al acoso” en noviembre de 2017. La aplicación móvil que lleva el mismo nombre fue creada para que las mujeres que la descarguen en su celular puedan reportar cualquier violación a los derechos de las mujeres o acoso mientras viajan en el transporte público, así como activar alertas georreferenciadas y reportar peligro en tiempo real.

El contrato para desarrollar la aplicación no es público, por lo que su costo es desconocido.

Desde que la aplicación fue lanzada, la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito Municipal tiene registro de un reporte de auxilio, registrado el 2 de octubre de 2018. De acuerdo con la solicitud de información pública folio 01257018, la dependencia le brindó apoyo jurídico y psicológico a la víctima.

“La tecnología puede ayudar, pero no puede ser lo único en un país en donde no todas las personas tienen acceso a un celular ni acceso a internet. Esa medida está bien para un contexto urbano, pero las mujeres y los tipos de violencia son muchos”, dice Ana Pecova.

Los delitos relacionados con la violencia de género (abuso sexual, acoso sexual, hostigamiento sexual, violación simple, violación equiparada, trata de personas y feminicidio) en Puebla aumentaron en 216 por ciento entre 2017 y 2018.

En 2017 fueron iniciadas 342 carpetas de investigación por esos delitos (la suma de todos ellos), mientras que en 2018 la cifra llegó a 741, de acuerdo con datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) de la Secretaría de Gobernación (Segob).

Bardas “No dejemos que las arranquen de nuestras vidas”
Ecatepec, Estado de México

El gobierno del Estado de México lanzó la campaña “No dejemos que las arranquen de nuestras vidas” en mayo de 2016 para evitar que la violencia de género en la entidad fuera normalizada y reproducida, así como prevenir y combatir la violencia feminicida.

El Estado de México es uno de los más peligrosos para las mujeres por el alto índice de feminicidios y violencia de género denunciados en esa entidad. Este estado fue el primero en el que fue activada una Alerta de Violencia de Género contra las Mujeres (AVGM) el 31 de julio de 2015 para 11 municipios de la entidad.

El municipio de Ecatepec pagó medio millón de pesos por el blanqueo y rotulación de 21 bardas con frases alusivas a la campaña. Es decir, el trabajo en cada barda costó 27 mil pesos. Esto de acuerdo con la información entregada por el municipio en respuesta a las solicitudes de información con folios 00185/ECATEPEC/IP/2018 y 00186/ECATEPEC/IP/2018.

Una de las bardas pintadas por el gobierno de Ecatepec, Estado de México. Foto:respuesta a solicitud de información 00185/ECATEPEC/IP/2018

A pesar de haber puesto en marcha la campaña “No dejemos que las arranquen de nuestras vidas”, los feminicidios en el Estado de México no han disminuido: en 2015, en el SESNSP hubo registro de 59 feminIcidios, cifra que disminuyó a 56 en 2016 pero aumentó a 64 en 2017 y alcanzó los 106 en 2018.

El municipio de Ecatepec, que gastó medio millón de pesos en la pinta de bardas, ocupó el primer lugar en feminicidios a nivel estatal durante el año pasado: 14 de los 106 fueron cometidos en esa demarcación.